Ayuda de la Renta Activa de Inserción (RAI)

Dentro de las prestaciones que ofrece el Servicio Público de Empleo Estatal nos encontramos con la Renta Activa de Inserción (RAI). Este tipo de prestación está dirigida a aquellas personas que han agotado (o no tienen derecho) ni a la prestación contributiva ni al subsidio por desempleo. Hoy hablamos de la ayuda de la Renta Activa de Inserción en nuestro blog.

La Renta Activa de Inserción una ayuda que se concede durante 11 meses como máximo y cuya cuantía mensual es del 80 % del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), que para el 2019 se estima en unos 537 euros al mes. Tal y como recoge la web del SEPS, el objetivo del Programa es incrementar las oportunidades de retorno al mercado de trabajo de los trabajadores desempleados con especiales necesidades económicas y dificultad para encontrar empleo. Veamos en qué consiste la ayuda RAI y cuáles son sus requisitos de manera más pormenorizada.

Requisitos para cobrar la RAI

Programa de Activación para el Empleo

Este tipo de ayuda, como hemos indicado, está dirigida a personas que han agotado el resto de prestaciones. De manera general se puede percibir sólo en tres ocasiones. Es decir, una vez que se solicita y se concede por once meses de duración, a la finalización de la misma sólo se puede volver a solicitar dos renovaciones. Esos sí, salvo que tengas discapacidad o tengas la consideración de víctima de violencia de género o doméstica, para poder volver a solicitarla hay que dejar pasar un año. No se puede renovar de manera seguida y cobrarla durante 33 meses continuados. Teniendo esto claro, los requisitos que marca el SEPE para cobrar la RAI son:

Estar desempleado e inscrito como demandante de empleo, mantener dicha inscripción durante todo el período de percepción de la prestación y suscribir el compromiso de actividad.

Ser menor de 65 años.

No tener ingresos mensuales propios superiores al 75 % del salario mínimo interprofesional (SMI), excluida la parte proporcional de dos pagas extraordinarias. Para el 2019, se estima en 675 euros el límite. Para este cálculo se tomará como referencia la suma de todas las rentas de los integrantes de la unidad familiar, dividida por el número de miembros.

Además de estos requisitos, hay que pertenecer a uno de los siguientes colectivos y cumplir unos requisitos mínimos:

Desempleados de larga duración: tener más de 45 años y llevar inscrito en desempleo más de un año de manera ininterrumpida (se puede haber trabajado en ese tiempo menos de 90 días)

Personas con discapacidad: tener reconocida una discapacidad del 33% o más y también, al igual que en el caso anterior, llevar inscrito en desempleo más de un año de manera ininterrumpida (se puede haber trabajado en ese tiempo menos de 90 días)

Emigrantes retornados: tener más de 45 años, haber trabajado al menos 6 meses en el extranjero desde la última salida de España y haber retornado en los 12 meses anteriores a la solicitud.

Víctimas de violencia de género o de violencia doméstica: tener acreditada por la Administración competente la condición de víctima de violencia de género o doméstica y estar inscrito como demandante de empleo (no se exige mínimo de tiempo, ni edad mínima)

No tienen derecho a la RAI personas ingresadas en prisión, ni perceptores de pensiones o prestaciones de la Seguridad Social ni tampoco personas ya estén siendo beneficiarias de ayudas sociales por ser víctimas de violencia de género.

En el momento que solicitamos la RAI y se nos reconoce como beneficiarios, debemos firmar el compromiso de actividad. Esto implica realizar una búsqueda activa de empleo y participar de las actividades, servicios y ofertas que desde la oficina de empleo de referencia ofrezca. Además deberemos acordarnos de renovar la demanda en las fechas indicadas, pues el no hacerlo puede ser motivo de suspensión.

Cómo solicitar la Renta Activa de Inserción

Para poder solicitar la ayuda de la RAI deberás estar primero inscrito como demandante, tal y como hemos señalado anteriormente. Puedes solicitarla de manera telemática a través de la sede del SEPE o presencialmente en la oficina de empleo que te corresponda. En el primer caso, recuerda que para poder llevar a cabo la solicitud deberás tener usuario Cl@ve, certificado digital o DNI electrónico. En el caso de que la solicites de manera presencial en tu oficina de empleo, deberás pedir cita previa en la web del SEPE. No olvides que para poder hacerlo, antes de realizar la solicitud en el SEPE, si eres desempleado de larga duración o persona con discapacidad, deberás acreditar en la oficina de empleo la realización de acciones de búsqueda activa de empleo (BAE). Para ello deberás rellenar el documento de Declaración de búsqueda activa de empleo y presentarlo en tu oficina.

Además, deberás rellenar la solicitud de Renta Activa de Inserción y adjuntar la documentación justificativa según el colectivo al que pertenezcas (Certificado del grado de discapacidad expedido por el IMSERSO si posees discapacidad, o documentos que acrediten condición de emigrante retornado, condición de víctima de violencia de género o doméstica, etc) Para conocer de manera pormenorizada los documentos, te recomendamos consultes la web del SEPE.

¿Hay ayudas después de la RAI?¿Qué puedo hacer cuando se agota?

Una de las mayores dudas es si existen ayudas después de la RAI. Como hemos señalado, es un tipo de prestación que sólo se puede solicitar un máximo de tres veces. Una vez que la RAI está agotada, tenemos varias opciones. Si somos mayores de 55 años, podemos acogernos a la prestación de más de 55 años, que la podemos percibir hasta la edad de jubilación.

En el caso de tener cargas familiares, podremos optar al subsidio por desempleo. Y en el caso de no tener cargas familiares pero tener más de 45 años, podré acogerme al subsidio destinado a este colectivo. En el caso de no pertenecer a ninguno de los anteriores casos, existe la posibilidad de solicitar el Subsidio Extraordinario por Desempleo. Estas ayudas tienen una duración máxima de seis meses.

Te recomendamos que te dirijas a tu oficina de empleo o te pongas en contacto con el SEPE para conocer de manera certera las prestaciones existentes y los requisitos de las mismas, pues pueden cambiar de manera frecuente.

Si te ha parecido interesante este post, puede que también quieras leer este otro:

Cursos para desempleados

Foro Ayudas y Subvenciones

Join the discussion 5 Comments

Leave a Reply